La discreción pasa por comprar un smartwatch pequeño.


Cuando se tienen las cosas claras, es mejor ir a por ello. Está claro que quieres un reloj conectado, inteligente sí, pero que no sea un ladrillo. Queremos un smartwatch pequeño. Afortunadamente el mercado responde bien y sin sacrificar prestaciones.Realmente ¿para qué sirve un reloj inteligente Los fanáticos de los gadgets agradecerán que les avisen de los mensajes de su smartphone (citas, redes sociales, eventos). Otra opción es que puedes leer los emails, seleccionar la música, etc. Pero aún hay más: muchos modelos muestran billetes de tren y tarjetas de embarque por ejemplo, e incluso le permiten pagar en comercios.Los smartwatches o relojes conectados nos ayudan a visualizar los mensajes, con las llamadas vibrarán y nos dicen el siguiente evento del calendario. También  tienen la virtud de monitorizar la actividad física continuamente, y como no, decirte la hora. Hay muchísimos modelos, pero la selección estará guiada por los factores que definan tu propio criterio: diseño del smartwatch por encima del resto de características muchas veces.No hace mucho, solo los especialistas lo nombraban… hoy, la marea smartwatch está avanzando por todo el mundo. ¿Tecnología, diseño y utilidad al mismo tiempo en un reloj para llevar en la muñeca? Esta es la apuesta del smartwatch pequeño, vinculado a tu smartphone para poder usar todas sus funciones.Todos los smartwach arrancan con un sistema operativo, al igual que un smartphone. Cada uno de ellos ofrece sus propias funcionalidades y su tienda de aplicaciones. Watch OS corresponde al sistema operativo de los Apple Watch, pensado para funcionar perfectamente con iOS (el sistema iPhone). Watch OS incluye aquellas aplicaciones del entorno Apple (Safari, Maps, Mail, Música, etc.) y lleva de serie a Siri, su asistente. Google en cambio ofrece Wear OS (antes conocido como Android Wear), una variedad de Android pensada para dispositivos pequeños y conectados. También integra todo el ecosistema de Google (Maps, Playstore, etc.) e integra su asistente por voz Google Assistant. Google ofrece su sistema a diferentes fabricantes, como Huawei o Fossil. Samsung tenía el llamado Tizen OS, pero después de la serie Galaxy Watch 4, Samsung también ha incluido el sistema operativo Wear OS de Google. Otros fabricantes de relojes conectados, como {Garmin o Fitbit), trabajan con sistemas propios.Los relojes inteligentes deben considerarse como una extensión del móvil. Como el smartwatch pequeño. Y es que no solo ofrecen muchas características que tienen que ver con el deporte y el bienestar, sino que también visualizan las notificaciones (mensajes, llamadas, redes), permiten atender llamadas y transmitir mensajes en las principales aplicaciones. Y además puedes instalar otras aplicaciones.Algunos fabricantes, ofrecen relojes enfocados al deporte. Y sobre todo, están dirigidos a personas muy dedicadas que buscan analíticas precisas sobre su rendimiento y entrenamiento especializado en natación, ciclismo, carrera, etc.Los relojes inteligentes como el smartwatch pequeño funcionan con batería, como en los teléfonos inteligentes. Por tanto, deben recargar de manera regular. Hablando de forma general, ofrecen una duración de la batería de entre 2 y 15 días según el modelo concreto. Esta autonomía varía, claro, según la intensidad de uso del reloj.

Otros comercios