Lavadoras Haier frente a otras opciones más caras.


Esta marca de origen chino que se inició en los años 20 del siglo pasado, ha sido durante muchos años líder a nivel mundial en cuota de mercado para electrodomésticos. Estamos por tanto ante un veterano y eso se nota en sus modelos. Saben perfectamente lo que quieren los usuarios en una lavadora Haier y lo fabrican. Nada más y nada menos. Tienen desde opciones antibactericidas hasta el uso de vapor. Esas mismas características en otas marcas suben el precio a casi el doble.

El giro del centrifugado es una cifra que va a diferenciar a un modelo de otro. Un valor grande de revoluciones por minuto tiene, de entrada, poca importancia en el resultado con respecto a la limpieza pero sí en la humedad que tenga la ropa al terminar el ciclo.

Es interesante tener en cuenta que casi el 100% de los hogares cuentan con una lavadora, y este electrodoméstico representa en promedio el 5% del coste en electricidad de tu hogar.

Cuando compremos una lavadora Haier altamente eficiente, se obtendrán ahorros sustanciales que podemos tener en cuenta cuando nos decantemos por el modelo adecuado.

Una lavadora Haier es un gran electrodoméstico, y por tanto con un cierto consumo de energía. Al igual que ocurre con un lavavajillas o un congelador, la adquisición de un modelo eficiente puede suponer realizar importantes ahorros anuales. Hemos de reconocer que una lavadora no se usa de forma continua, pero siempre habrá que tenerlo en cuenta.